Shiatsu


¿Que es Shiatsu?

El “Shiatsu” (presión con los dedos) es un tratamiento de origen japonés, cuyo objetivo es el de mejorar la salud, estimulando la capacidad natural autocurativa del organismo a través de presiones (dígito presión) que se reparten por todo el cuerpo. Es aplicable en molestias musculares, fibromialgia, dolores de espalda, cervicalgias, lumbalgias y ciáticas, tendinitis, tortícolis, estrés, insomnio, migrañas, trastornos digestivos, embarazo y post-parto, desórdenes menstruales, depresión, entre otros. A través de suaves presiones y estiramientos, el “Shiatsu” consigue eliminar las contracturas y dolores de espalda causados por la tensión y las malas posturas que adoptamos a lo largo del día. El Shiatsu es un gran regulador del Sistema Nervioso Autónomo, ya que al presionar en profundidad, los nervios que recorren a cada lado de la columna, equilibra nuestro sistema nervioso autónomo, volviendo la respiración más profunda y relajada. Favorece, además la circulación de la sangre por todo nuestro organismo, proporcionando más movilidad a las articulaciones. Una sesión de Shiatsu, dura entre 50 minutos y una hora. El shiatsu debe profundizar sobre el organismo y es por ello que no se utiliza ningún tipo de aceite, aplicándose sobre una ropa cómoda, Esta agradable técnica libera tensiones y flexibiliza la musculatura.

¿A quién se recomienda recibir Shiatsu? Se puede y se recomienda recibir Shiatsu a cualquier edad, durante el embarazo y post-parto, estimulando el buen funcionamiento de las funciones fisiológicas. Recibido con regularidad, tiene un efecto preventivo y sirve de mantenimiento una vez conseguido el reequilibrio, ya que al trabajarse todo el cuerpo, no sólo se trata el problema sino también su causa.

¿Existe alguna contraindicación para recibir Shiatsu? No se debe aplicar Shiatsu en: enfermedades contagiosas, pleuresía, peritonitis, pielitis, apendicitis, úlcera péptica, pancreatitis, úlcera duodenal, cirrosis hepática, obstrucción intestinal, fiebre o excesiva debilidad física.

Tratamiento Shiatsu para niños Niños hiperactivos o con trastornos nerviosos Al presionar suavemente a lado y lado de la columna estamos trabajando sobre el sistema nervioso autónomo, con un efecto relajante y reconfortante, que ayudará a niños con trastornos nerviosos a relajarse y a centrarse mejor en sus tareas escolares. Niños con trastornos del sistema respiratorio, asma, alergia y sinusitis En estos casos el Shiatsu realizado sobre las áreas que reflejan la función respiratoria, favorece la apertura de las vías respiratorias.
Enuresis nocturna A parte del factor emocional, algunos tipos de enuresis se deben a un entumecimiento notable de los músculos lumbares y abdominales. El Shiatsu aplicado suavemente sobre estas áreas, favorece un mayor control sobre de los esfínteres.